• Youtube
  • Facebook
  • Webmail
Gaztetxo.comwww.gaztetxo.com
Cartelera

Instrucciones:

a) subir una imagen de tamaña de ancho 340 pixeles. El alto puede ser 455 pixeles o cualquier otro.

b) el título de la sección se indica en el campo RESUMEN

  • Domingo, 23 de junio de 2024 LA SIRENITA El musical de Disney SALESIANOS DONOSTIA Antzokia 17:30
  • Sábado, 29 de junio de 2024 LA SIRENITA El musical de Disney SALESIANOS DONOSTIA Antzokia 17:30
Noticias destacadas

Somos la Asociación Juvenil Centro Juvenil María Auxiliadora.
Estos son nuestros datos:

Centro Juvenil «Maria Auxiliadora» Gaztetxo Elkartea
SALESIANOS DONOSTIA
Lizardi kalea, 12 (Intxaurrondo auzoa)
CP 20015
DONOSTIA/SAN SEBASTIÁN (Gipuzkoa)

Email Ofic. de Comunicación: info@gaztetxo.com
Email Entradas Teatro:
musical@gaztetxo.com

Web desarrollada con DM Corporative.
Todos los derechos reservados.

acc

550.000 latinoamericanos entraron en 2002 como turistas en España y salieron 86.000 (EL PAÍS)

Los ecuatorianos lideran la tabla, con 101.000 ingresos pero sólo 874 retornos a su país. El Gobierno siempre es reacio a facilitar una cifra de la inmigración irregular en España, pero cuenta con datos para hacer un cálculo aproximado. Por ejemplo, el de extranjeros que entraron y salieron de España durante 2002. Ese año, entraron como turistas casi 550.000 extranjeros de 17 países americanos tradicionales emisores de emigrantes hacia Europa, pero sólo salieron 86.000. El caso más llamativo es el de Ecuador: de los 101.432 que llegaron en 2002, salieron únicamente 874. Y cuenta también con el censo y el padrón: en 2001 había 1.109.060, pero estaban empadronados 1.572.017. Los datos de entradas y salidas de extranjeros ofrecen un panorama aproximado sobre aquellos que ingresan como turistas y, transcurridos los tres meses de vigencia del visado, se quedan de forma irregular. Es aproximado porque "la diferencia entre el número de entradas y salidas de ciudadanos de diferentes países no significa que se encuentren en España de forma irregular", tal y como ha explicado el Ministerio del Interior en una respuesta parlamentaria al diputado de Convergència i Unió (CiU) Carles Campuzano. Lo que sí reconoce Interior es que esa es la gran vía de entrada de personas que llegan legalmente y se convierten en irregulares. Por ello, en la reforma de la Ley de Extranjería que ya está en el Congreso se incluye un artículo para que las compañías de transportes faciliten los listados de personas que han llegado a España y, transcurridos los tres meses citados, no utilizan el billete de vuelta (el boleto de ida y vuelta es un requisito imprescindible para permitir la entrada legal). Los datos policiales de entradas y salidas indican cómo de los 550.000 naturales de 17 países del centro y del sur de América (ver cuadro adjunto) que durante el año 2002 atravesaron las fronteras españolas, sólo salieron en todo el año algo menos de 86.000. ¿Dónde están las 464.000 personas restantes? Eso fue lo que le preguntó Campuzano a Acebes en el Congreso tomando sólo dos datos: entraron 128.312 argentinos y salieron 18.742; ingresaron 101.432 ecuatorianos y salieron 874. Según datos oficiales, desde 2000 los irregulares que se han acogido al retorno voluntario sólo suman 705. Interior explica que una vez que entran en España legalmente tienen todo el espacio Schengen para moverse libremente "sin estar sometidos a controles en las fronteras interiores", por lo que "no todos se habrán quedado". Sin embargo, fuentes policiales relacionadas con el control de fronteras hacen una precisión: "Es cierto que pueden haberse ido a otro país de la Unión Europea, pero también es cierto que cada año entran por Bélgica y Holanda o Alemania miles de latinoamericanos, porque el control hacia ellos es más débil, y acaban llegando aquí, por lo que una cosa compensa la otra". Campuzano opina que el dato "es muy contundente y muy indicativo de la situación de la inmigración irregular, ya que sólo paseando por las calles puede verse la gran cantidad que hay de argentinos, ecuatorianos o colombianos". Ciudadanos argentinos El dato de los ciudadanos argentinos es especialmente significativo. Durante todo el año pasado, según los datos de la Delegación del Gobierno para la Inmigración y la Extranjería, obtuvieron permiso de trabajo y residencia un total de 4.703 naturales de dicho país. No hay rastro de los otros 106.000 que entraron y no se fueron. Las cifras dejan cortas las estimaciones de las ONG vinculadas a la inmigración, que siempre hablan de entre 500.000 y 600.000 inmigrantes irregulares. Esta estimación fue rechazada ayer mismo por Ángel Acebes, ministro del Interior, antes de descartar la posibilidad de convocar otro proceso extraordinario de regularización de inmigrantes: "No hay una cifra oficial de irregulares y yo no creo que deba haber otro proceso de regularización, porque sería darle la razón a las mafias, que les dicen a sus víctimas que da igual llegar a España de forma legal o ilegal". Pese a no existir una cifra oficial, Interior sabe que el padrón municipal es una de las claves para conocer la diferencia. Motivo por el cual quiere una nueva normativa para que los ayuntamientos tengan mucho más al día los datos de empadronamientos y, sobre todo, que las fuerzas de seguridad tengan mejor acceso a él. El padrón de 2001, el último disponible, desmiente la cifra oficial de extranjeros residentes en España. La oficial es que aquí viven legalmente 1.109.060, pero los datos del padrón de ese año elevan el número a 1.572.017. Es decir, hay una diferencia de 463.957 personas. Especialmente significativos son los datos de enero de 2003 de los padrones de los dos mayores ayuntamientos de España, Madrid y Barcelona. La capital de España tiene empadronados a 361.236 extranjeros, pero la cifra oficial de residentes en toda la Comunidad de Madrid es de 272.692. En el caso de la capital catalana la diferencia es menos abultada: Barcelona tiene en el padrón a 163.046 extranjeros inscritos, frente a los 115.415 que tienen tarjeta de residencia. Entre ambas ciudades, la diferencia entre un sistema de recuento y otro es de 136.175 personas. Jorge A. Rodríguez, Madrid EL PAÍS, 10 de julio de 2003
cerrar 

Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aqui.